¿Un préstamo participativo: que es esto?

Así como la sociedad avanza, sus necesidades también lo hacen, esto ha hecho que instrumentos financieros tan básicos como los préstamos también avances y evolucionen.

Esta evolución ha hecho que durante los últimos 100 años las entidades financieras hayan creado nuevas y muy interesantes formas de cumplir con las expectativas y las necesidades de los clientes más exigentes, y es aquí donde aparecen los préstamos participativos.

¿Cómo funcionan estos préstamos?

En sí, un préstamo participativo es una relación mucho más amplia que la de un préstamo normal, pues requiere de una participación activa del prestamista en el proyecto o emprendimiento del deudor.

Entonces al haber participación, podría confundirse este tipo de préstamo con una simple sociedad, algo que ocurre muy a menudo.

¿Quiénes pueden adquirir estos préstamos?

Por lo general, este tipo de préstamos está pensado para emprendedores y empresarios que requieran una masa de capital y estén dispuestos a otorgar participación a cambio de beneficios financieros.

Estos beneficios pueden incluir bajas tasas de interés o periodos de gracia entre pagos, lo que hace aún más atractivo a este tipo de créditos.

¿Cómo se diferencian estos préstamos de una sociedad empresarial?

Basta con saber las condiciones de la participación para saber que esta figura crediticia está lejos de ser una sociedad.

Para comenzar, el prestamista sólo tendrá participación mientras exista la deuda, al finalizar esta, la participación se extinguirá completamente sin dejar ningún tipo de obligación.

No todo en estos préstamos es bueno

Si bien es cierto que este tipo de préstamos por lo general se hacen por sumas importantes y gozan de interesantes beneficios, también es cierto que esta figura crediticia posee algunas limitaciones de consideración.

 

  • Adiós A La Amortización Anticipada

 

Por lo general este tipo de figuras no contemplan la posibilidad de ser amortizadas antes del plazo previsto.

Esto con el fin de garantizar la participación directa de la financiera durante el tiempo necesario para garantizar una buena suma de beneficios.

 

  • En caso de quiebra el banco siempre gana

 

Aun cuando la participación técnicamente obligaría a la financiera a responder a los acreedores, al ser ellos parte de estos últimos serían los primeros en amortizar su deuda.

Esto les da un margen de seguridad de reintegro del capital invertido en el proyecto o emprendimiento.

¿Cuánto te conviene un préstamo con participación?

Este tipo de instrumentos puede ser de gran ayuda cuando se cumplen una serie de variables por ejemplo.

Para empresas consolidadas, con una estructura fuerte y un mercado amplio, que requiera una inversión de capital a fin de captar nuevos mercados, probar nuevos productos o incrementar su línea de producción.

En casos diferentes, este tipo de préstamos pueden ser bastante contraproducentes, pues además de privar algunas de las salidas más comunes a los préstamos, como la amortización anticipada, técnicamente duplica el riesgo que representa un préstamo.

Un dato final

Hoy en día, el 80% de estos préstamos son consumidos por las grandes empresas a nivel mundial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *